viernes, septiembre 29, 2006

¿Qué tenemos para hoy?

Por el momento el fin de semana va delicioso y tengo fe en que siga así. Me parece que cuando a uno por fin se le da la gana hacerle caso a las señales cósmicas se da cuenta del buen negocio que está haciendo.
La semana pasada una buena amiga me rogó para que fuera a la reunión de bloggers pero no tenía ni plata ni ganas de ir, entonces a pesar de que me ofreció pagarme hasta el transporte pues no fui, igual A. me llamó para que le pagara la sesión de reiki que le debo desde el año pasado y yo estaba muy juiciosa acá esperándolo, pero con todo el trabajo que tiene luego del súper contrato que le salió pues no pudo venir. De todos modos para mí no fue una mala tarde, todo lo contrario, pude hacer una siesta luego del almuerzo de esas que lo dejan a uno con cara de ponqué, dormí tan rico como cuando uno va en una buseta de norte a sur por la décima en un trancón monumental en plena tarde calurosa. A uno hasta le molesta tener que bajarse luego de lo rico que está durmiendo.
Mi naturaleza analítica me impide quedarme con explicaciones simplistas, a mí me gusta ir al fondo de los hechos. Pensé y pensé por qué me da tanta jartera ir a esas reuniones, como de costumbre hallé una explicación lo suficientemente plausible como para sentirme satisfecha. Hela aquí. Luego de pasarme la fiebre de conocer gente de este medio me dí cuenta de lo monotemático que uno se vuelve cuando asiste a eventos con ellos, el tópico es inevitablemente "¿has leído a fulano?, te recomiendo a perencejo" y francamente yo cada día leo a menos gente, por eso no soy quien para quejarme si no me leen. Me da mamera andar leyendo bitácoras como si fueran libros, que no es lo mismo, ya lo he dicho en el otro lado, lejísimos están de serlo. Así ahora esté medio atorada en una pseudo-rutina, me gusta vivir fuera de la red. La gente más interesante que he conocido lo es por tener una vida y a veces comentarla en estos espacios, no por vivir pegada a ellos y a los eventos que los rodean, es que la verdad hay mucho sociópata en potencia por ahí regado. Con esa gente, la interesante, hablo por teléfono, por msn pero de cosas muy cotidianas, nada de blogs o muy poquito para ser realista. El día en que uno se esclaviza de este medio deja de ser placentero, comienza a convertirse en un peso más. Será por eso que sigo escribiendo por necesidad de expresión, no para complacer a nadie, en el otro lado quizás para pulir mi estilo pero con calma y placer ante todo.
Ah otra cosa. Tampoco me llama mucho la atención conocer a los autores de las bitácoras que más leo, salvo contadas excepciones, siento que corro el riesgo de sentir lo que sentí cuando entré a la página de Paulo Coehlo, me pareció un iceberg, me decepcionó como algunos de sus libros, se me cayó un ídolo, como cuasi me ha pasado al ver fotos de gente que leía o leo, la verdad el ser anónimo tiene mucho encanto, uno se arma una imagen mental de la gente que escribe y cuando las ve en fotos ya no es lo mismo, puede ser peor al encontrarse con ellos en persona.
Se me olvidada algo. Hay gente muy tostada, muy pesada y poco sana en este medio, supongo que como en todos pero yo hablo de lo poco que conozco a este. Otra razón más para quedarse el sábado en casa comiendo arroz con leche, rosquitas típicas de Montería, crema de pollo y viendo películas de Disney y de dinosaurios. No le veo la gracia a buscar que un grupo de gente tostada me acepte aparentando cosas que no soy.

lunes, septiembre 25, 2006

Ella mejor que yo

A veces las personas que nos conocen desde hace años pueden expresar mejor que nosotros mismos cómo nos sentimos, hoy se dió ese caso. M. I. puso en perfectas palabras lo que siento:
"me parece que es lo justo. Es decir, no porque te vayas allá significa que ya están comprometidos y que de ahí al matri no hay sino un paso. Es más bien una intención de conocerse y ver si realmente los dos quierne construir algo a futuro"
Dicho eso, si el Universo me lo permite el viaje sigue en pie.

viernes, septiembre 22, 2006

Me cansé de callar

Ya se me bajó un poco la furia, pero la verdad hasta dolor de cabeza me dió.
Podría publicar este texto tan poco elaborado en otro de mis blogs, más de ese estilo, más quejetas pero simplemente hoy no se me da la gana.
Si soy injusta en algún momento que alguien por favor me lo diga, como contrapartida a lo que voy a hacer.
Me mamé y quiero que la gente lo sepa. Me mamé de que me llamen empresas que hacen investigaciones de mercado para contratarme como encuestadora. Joder, si yo soy PSICÓLOGA. No me pasé más de 5 años estudiando para que me paguen 5 mil pesos por encuesta menos el descuento de retención en la fuente, que le llamen como le llamen pero eso equivale a ser encuestadora. Peor si el documento es de 27 preguntas.
Y no, no me gusta viajar por tierra ¿y?.........., no me dejé marraniar en el estudio que están haciendo en SLresearch E. U. que queda en la cra. 48 # 67-29, tlf. 5415791. Querían que me fuera por tierra hasta Montería, es que más jodidos ¡para dónde!. Hoy me vine a enterar que un tipo llamado César fue quien desautorizó el tiquete por avión. Sospechaba que era porque ellos querían tener más ganancias y no por tacañería del cliente que los contrató, creo que no me equivoqué.
No les dije nada cuando días después me llamaron para que me fuera de improviso a Villeta desde el viernes, siendo que tenía clases el viernes en la noche, ellos sabían pero eso sí no se les dió la gana anotarlo. Es que el despelote allá es terrible. Vengo de esa oficina donde me estaban haciendo la inducción para hacer un estudio de cerveza, iba a aplicar unas encuestas, pero ellos muy convenientemente no me dijeron nada de cuánto iban a pagar por cada una sino hasta el final. En la mañana cuando me llamaron con tanta urgencia me dijeron que eran 150 mil por tres días de trabajo, hasta ahí aguantaba, luego cuando me dijeron lo que tocaba hacer ya no me sonó tanto, era puro trabajo de encuestador pero contratan psicólogo únicamente disque porque hay que hacer trabajo de observación ¡observación mis pelotas!, eso lo hace cualquier bachiller luego de la embolatada instrucción que me dieron, lástima que quien la da es una colega de mi misma alma mater. Además, bonita la hora de estar consiguiendo gente para el estudio, hoy andaban en esas y se supone que hoy comienza la recolección de datos. Ahí no más para que se den cuenta de la "logística" del asunto.
Apenas me dijeron cuánto era que iban a pagar en realidad le dije en la cara a la niña que me daba pena pero que no iba a hacer el trabajo, igual ni pena debería darme, buena, la verdad mucha no me da. Es que en otro lado eso mismo le pagan a los encuestadores, eso mismo le dije, es decir que decentemente le dije que estaba loca y no mentía, así es. Al menos en el otro lado fueron de frente y dijeron desde un comienzo que estaban haciendo inducción para encuestadores, yo prontico les dije que yo iba pero para coordinadora de encuestadores, que estaban equivocados si creían que le iba a jalar a interceptar gente en la calle para hacerles montones de preguntas, es que yo ya no estoy para eso, sé cuál es mi lugar y no es ese. Finalmente no les convencí disque porque no tenía experiencia en el área con ellos, como quien dice "acá sólo se puede comenzar desde abajo, la experiencia que haya ganado en empresas similares no nos sirve así haya hecho lo mismo", es que tienen mucho güevo. Y la empresa esta queda en la cra. 33 #98-58, no recuerdo bien cómo se llama, si no lo ponía segurito.
De lección me queda seguir con lo mío, con mis proyectos como total independiente que de momento es en lo que mejor me va, pero eso sí yo de hacer un estudio trato bien a la gente, no la pordebajeo y le pago lo que se merece.
Me siento mejor, ahora a esperar que se me pase el dolor de cabeza que me gané por semejante estupidez.

lunes, septiembre 18, 2006

Síndrome de Genio en la Botella

Luego de ver esporádicamente varios episodios de Mi Bella Genio en Nick at Nite he llegado a la conclusión de que cuando estoy con un hombre que me gusta tiendo a comportarme como la protagonista de esta serie.
Si el personaje que tengo al lado me gusta mucho intento cumplir sus deseos lo más instantáneamente que me sea posible, incluso los no expresados.
Sospecho que este tipo de comportamiento proviene de lo consentida que fui de niña gracias a ser hija única. Recuerdo que mi papá saltaba dentro de cuanta miscelánea, tienda o almacén cuya vitrina me hacía decir “ay mira eso tan bonito”, con el ánimo de comprarme el objeto de mi admiración. Luego de que yo adivinaba sus intenciones lo miraba con cara seria y le decía “yo dije que tan bonito, no que me lo compraras”. Dados estos antecedentes me parece que de adulta sentí la necesidad – y la sigo sintiendo – de darle satisfacción, alegría a las personas que me simpatizan. Es una forma de retribuir las cantidades indescriptibles de dicha que recibí siendo niña.
Sin embargo, jugar a ser el genio de la botella no es siempre positivo. A veces en el afán de complacer a mi acompañante me olvido muy fácilmente de mis propios deseos y sueños, es entonces cuando me siento culpable, debo recordarme luego a mí misma que también tengo una vida y que por ende no debo poner su bienestar por encima del mío.
Mi humanidad me hace esperar algo a cambio de lo que doy.
Ojalá recuerde con claridad esta entrada la próxima vez que tenga al frente a un niño clásico tipo nerd como tanto me gusta.

Tantek

sábado, septiembre 16, 2006

Ay caray...

Hay una creencia argentina, me parece, que dice que si uno quiere que algún sueño no se haga realidad debe contarlo luego de desayunar, entonces como ya lo hice me dispongo a hacer un resúmen de un par que tuve esta mañana y que me dejaron muy inquieta.

En el primero iba al banco para tratar de sacar plata pero no lo lograba, me quivocaba al hacer el recibo o me equivocaba de banco. No pude sacar nada.

En el segundo me la pasaba con el Espartano para arriba y para abajo, en realidad creo que también era así en el primer sueño, al menos al comienzo, luego llegaba como a un barco o algo parecido, estaba con un montón de gente desconocida, en esas aparecía mi tía y me aconsejaba que lo dejara porque él era un hombre comprometido, para convencerme me mostraba una caricatura de cómo me veía yo estando detrás de él a toda hora, era muy ridículo, además su esposa ya lo sabía. Luego de ver eso no insistí más, me fuí sin decir nada, llegué a un baño y allá una especie de sanguijuela intenó pegárseme a la pierna, a pesar de que se movía muy despacio no pude detenerla, luego cuando ya la vi pegada me la quité, no me dolió tanto como creí, pasé al lavamanos a lavarme la mano con la que me la había quitado, el animal me había dejado una estela de baba azul, pero en el sueño no me daba asco, luego pasaba a lavarme la pierna donde había estado.

Luego desperté.

jueves, septiembre 14, 2006

El Hombre Imaginado

Yahoo! Avatars

Desde hace un mes casi tengo a este muñequito acá. Lo elegí como símbolo de mi "fetiche". Por alguna razón que desconozco me atraen mucho los arquitectos pero nunca he salido con uno. Si bien creo que me convendría más salir con una persona con inclinación por las Humanidades o por la comunicación escrita, dada mi forma de ser, estos profesionales me siguen gustando de forma enigmática.
Ahora ya saldada la parte del proceso que tenía en el tintero, me dedicaré a lo que me interesa publicar esta tarde de sábado.
Una tarea tácita surgió en días pasados mientras hablaba con el Espartano en MSN: Definir una relación seria. Lo hice en mi diario de papel y ahora presento la versión censurada.
Exclusividad: Lo pongo en primer lugar porque realmente me siento mal cuando sé que alguien que me gusta sale con otra persona que le atrae. Si estoy en una relación seria yo puedo al menos hacer el reclamo, si eso llega a suceder - así no sea mi estilo -, pero si la relación es más informal pues sólo me queda aguantarme y tratar de salir con más gente - tampoco es lo mío salir con alguien más por puro desquite -. Respeto al compromiso definido es lo que prefiero. Cada niño con su niña.
Un lugar en su vida: Ser una de sus prioridades casi al nivel de su familia, que no ponga compromisos con amigos por encima de los que tiene acordados conmigo, que me permita acompañarlo a vueltas y que sepa puede contar conmigo como yo lo hago con él.
Planes conjuntos: A mediano plazo ver cómo se negocian las metas que cada uno tiene para que sean compatibles y la pareja pueda seguir siendo. Uno se embarca en la relación sabiendo que es un tema que se tratará más temprano que tarde.
Confianza: Tener presente que es un amigo, un cómplice e incluso un maestro para mí y que me permita desarrollar esos roles en su vida, para que la experiencia sea de mutuo crecimiento y aprendizaje.
Consciencia del tipo de relación en la que se está: Yo lo digo desde el comienzo para evitar malentendidos. NO soy mujer de amores casuales. Si ando con alguien doy lo que quiero recibir. Me gusta la sensación de estabilidad, de cercanía, de compañía y de cierta predictibilidad de acontecimientos que la rodean, sin entregarme a la completa rutina.
Ahí está mi pensar, muy personal y criticable como todos los demás.

miércoles, septiembre 06, 2006

Desvariaciones mientras se espera la siguiente prueba

Pues sí, heme aquí en una sala de juntas rodeada por 7 desconocidos, quizás alguno de ellos me observe mientras escribo en intente leer las letras que componen las pasadas entradas en esta agenda pero qué importa.
Hace un momento pensaba que es estúpido indicarle a una psicóloga que presente una prueba de personalidad, teniendo en cuenta que parte de su labor cotidiana es aplicarla y calificarla, por esto los resultados no serán los óptimos, menos si la que se aplica es la más conocida de todas – el 16 PF -, ya conocemos las preguntas y hemos tenido más tiempo que los aspirantes promedio para analizar cuál será la mejor respuesta a cada una de ellas, precisamente de lo que no se trata, este tipo de pruebas buscan suscitar reacciones espontáneas.
Ok, paro la quemadera porque me traen la siguiente. – A partir de este punto escribo en retrospectiva. –
Ayer fui la última en llegar (típico de mi impuntualidad) y la primera en salir (típico de mis capacidades). La segunda escala era una de comprensión de lectura, con errores fáciles de encontrar mas para no armar lío y salir pronto de eso, la respondí sin decir más.
Si me contratarán o no, no lo sé, pero la verdad la idea de trabajar de lunes a viernes y hasta medio día los sábados no me trasnocha. El salario es interesante y la posibilidad de viajar también.
Ahora mi propuesta.
Si yo soy psicóloga y voy a evaluar colegas mejor les pido opiniones críticas de las escalas que aplicamos, las hago evaluar casos hipotéticos y las califico por ello, para poner un ejemplo algo como Canasta de Papeles (una prueba con esas características) ¿pero el 16PF? ¡Por favor!