lunes, febrero 01, 2010

Conversación con el mudo

Raquel
Tengo que limpiar mi armario.

Francisco


Raquel
Sí yo sé, yo sé que no tiene sentido que te diga esto.

Francisco


Raquel
No me mires así. Si te estoy diciendo esto es porque me dijiste, hace rato, que querías unos cuadernos de ejercicios de cuando estudié alemán.

Francisco


Raquel
Bueno, allá tú. Sigue jugando al mudo, pero si sigues así ese montón de papeles va a terminar en la basura.

Francisco


Raquel
Muy bien, sólo que no se te olvide más tarde, conmigo no tienes tanto crédito.

Francisco


Raquel
Sí, no me gustas tanto ni tienes mucho para ofrecer. Si ofreces poco yo doy poco.

Francisco
(Portazo)

Raquel
Mejor, que se largue a la basura con su mala vibra, lo mismo les va a pasar a estos cuadernos.


Entradas Relacionadas:
Caperucito Rojo y la Loba
Ella es él

0 comentarios: