miércoles, marzo 13, 2013

Cartas al desconocido feliz ─ 2


¿Has pensado alguna vez en cuál de los dos es más raro? ¿Tú o yo?

A veces me duermo imaginando tus gustos, cómo te gustará ejercitarte, dónde te quedarías si fueras de vacaciones a una ciudad grande, ¿en un hostel o en un hotel chiquito?, porque no creo que le veas mucho sentido a gastar un montón de plata en un hotel sólo por el hecho de creerse famoso, grande y lujosos… luego éstas cavilaciones tienen efectos extraños, sueños encapsulados por ejemplo.

No me pasa a menudo, pero algunos sí recuerdo, esos en los que sueñas que sueñas, esos en los que te despiertas dentro del sueño y siguen pasando cosas, pero sigues sin darte cuenta de que estás soñando, o sea no estoy hablando de sueños lúcidos. ¿Me enredé? Si no logré hacerme entender pregúntame la próxima vez que nos veamos y te explico con más detalles.

Me voy. Sólo vine a decirte, a desearte que sueñes lindo y a contarte que anoche me dormí pensando en ti.

0 comentarios: